Prensa y medios la mayor oposición a Petro

Una encuesta realizada por la firma Mosqueteros, ubica a la prensa y a los medios de comunicación como los mayores opositores de Petro, por encima de los caracterizados líderes de derecha, María Fernanda Cabal, Miguel Polo Polo, German Vargas Lleras, Paloma Valencia, Miguel Uribe y Federico Gutiérrez.

Por: Pedro Lara Castiblanco

Sin proponérselo, tal vez, W Radio publicó el miércoles 7 de junio, es decir, el mismo día de la marcha de respaldo a las reformas propuestas por el Gobierno Nacional, una encuesta realizada por la firma «Mosqueteros», una pretenciosa alianza entre JPG Investigación de Mercados E.U. y Yamil Cure Ruiz, dos empresas encuestadoras que armadas no precisamente de mosquetes como los legendarios soldados de la antigüedad, sino provistos de sus bien calculadas intenciones, consultaron a 1.200 personas, preguntándoles coloquialmente: ¿A quiénes le creen los colombianos en los escándalos del gobierno?.

Sin entrar en las honduras de la pertinencia y objetividad de la encuesta y sin poner en duda su real legitimidad, los resultados producidos son apenas obvios, una estruendosa y fuerte garrotera a Petro, su hijo y sus aliados.

No hay que perder de vista la constante repetición de los puntos de vista de los medios nacionales, regionales y locales, los que en coro han seguido la partitura de Semana, una revista que no oculta, legítimamente o no, su tendencia e intención contra el Gobierno actual.

Pero los autores de la encuesta no tuvieron en cuenta un pequeño detalle que al final terminaría dándole la razón al Presidente Petro, en su discurso acusador contra la prensa y los medios de comunicación.

Y fue precisamente con la «genial pregunta» de Mosqueteros, con la que pretendía tal vez congraciarse, midiendo y coronando a los opositores pura sangre contra Petro, con la que se dieron un tiro en el pie, ya que ubicaron nada más y nada menos que a la Prensa y a los Medios de Comunicación, al lado de las redes sociales, como los más grandes opositores al Gobierno. Como quien dice, un poder opuesto al Gobierno que pretende su derrocamiento.

El contenido y las cifras sobre el encumbramiento de la Prensa y los Medios de comunicación como los mayores opositores a Petro están bien claros, tal como podrán observarlos en la siguiente imagen que corresponde a uno de los apartes de la encuesta.

Este hecho, que retrata a la percepción ciudadana, indica a las claras que tiene razón Petro cuando argumenta que la Prensa es enemiga de su Gobierno, porque no hay que desconocer que la prensa y los medios, en su gran mayoría, dan por ciertas y siguen religiosamente las notas publicadas por la Revista Semana, sin verificar con rigor los objetivos que llevan implícitos los artículos de dicha publicación.

El breve episodio estadístico de la encuesta de Mosqueteros, sobre el liderazgo opositor de la Prensa y los Medios de comunicación contra el Gobierno actual, aunque haya pasado «desapercibido» para los medios que se sienten afectados por los ataques-respuesta de Petro y por la equivocada y torpe reacción de grupos de manifestantes contra algunos periodistas, confirman la raíz del problema que no es otro que la falta de autorregulación de periodistas y medios de comunicación en sus criticas.

También la FLIP

Algo similar ocurre con la Fundación Para la Libertad de Prensa (FLIP), un aparato que parece haber sido diseñado solamente para congraciarse con los grandes medios de comunicación y con los potentados del periodismo, pero que no dice ni mu y ni siquiera deletrea, frente a los abusos a que son sometidos a diario los periodistas colombianos por parte de la mayoría de los medios de comunicación, especialmente en las emisoras convertidas en inquilinatos radiales, en las que los periodistas deben pagar para contar con un espacio para trabajar (una tarifa, al igual que los taxistas); tarifa que deben pagar anticipadamente , por un valor que en la mayoría de los casos asciende a $1.600.000 (un millón seiscientos mil pesos) mensuales por una hora, de lunes a viernes.

Así las cosas -señores de la FLIP- para ganarse su sostenimiento personal y el pago de la tarifa correspondiente al alquiler del espacio, los periodistas desfilan religiosamente a pedir como ayuda la cuña o pauta comercial a los estamentos de gobierno, a los políticos y a algunos empresarios vinculados o relacionados estrechamente con los medios políticos locales, comprometiendo con ello a la tan cacareada «Libertad de prensa».

Y es que precisamente la FLIP, organismo que debería velar porque haya un ambiente propicio para el sano ejercicio de la libertad de prensa, parece no preocuparle mucho ese rol y solamente ha demostrado que no le interesa actuar en el papel de mediador, para evitar ataques (equivocados o no) contra los medios o contra los periodistas y para buscar la autorregulación de medios y periodistas, con el propósitos de que no haya ataques desbordados contra los gobernantes, nacionales o locales, dado que (valga reseñarlo) en muchos casos hay periodistas que se van lanza en ristre contra mandatarios o funcionarios locales, porque no los favorecieron con el contrato de publicidad o porque «le dieron muy poco».

Que bueno sería que los señores de la FLIP ahondaran ese tema. lo mismo que en el por qué la ciudadanía consultada por Mosqueteros ubica a la prensa como el mayor opositor al Gobierno y que a partir de ahí haga sus consideraciones sobre la conveniencia o no de tan polémico primer lugar.

Aquí el contenido completo de la encuesta.

Un comentario sobre «Prensa y medios la mayor oposición a Petro»

  1. Cabe aclarar que se exige libertad de prensa pero una libertad comprometida con la verdad y no sesgada a unos interés mancomunados; ya que esto perjudica a los oyentes haciendo que el periodismo se vuelva no creíble y la gente para informarse veraz mente acuda a los medios alternativos ( Redes sociales).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *